Economía circular para evitar las emisiones de CO2

economia-circular-03

Economía circular para evitar las emisiones de CO2 en las reformas de edificios europeos, según un informe de la AEMA


El rediseño de edificios es un cálculo vital para seguir desarrollando la productividad energética y conseguir una Unión Europea respetuosa con el medio ambiente para 2050, según el informe «Remodelación de edificios: el encuentro entre la economía redonda y el medio ambiente» distribuido por la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA). El informe explica que la economía circular podría reducir fundamentalmente el uso de materiales y contribuir a nuevas reducciones críticas de las emisiones de CO2 de las estructuras europeas.

Informe de la AEMA sobre el rediseño de edificios


El informe de la AEMA explora cómo las normas de economía circular pueden actuar sobre los beneficios del rediseño de edificios.
Los ejercicios de reutilización representan aproximadamente la mitad de los activos consumidos en la Unión Europea, lo que convierte a las estructuras en una investigación contextual decente para investigar el potencial de la circularidad ampliada para ayudar a moderar el cambio medioambiental.

Teniendo en cuenta que el 85-95% de las estructuras actuales estarán en uso en 2050, el informe se centra en las estructuras existentes y en los posibles ejercicios de rediseño que podrían trabajar en su sostenibilidad.

economia-circular-01

Objetivos medioambientales de la UE


Dado que el uso de los edificios representa el 40% del consumo anual de energía de la Unión Europea y el 36% de las emisiones anuales de sustancias que agotan la capa de ozono (GEI), es fundamental trabajar en la gestión de las estructuras para cumplir los objetivos medioambientales de la UE.

Para ello, el Green Deal europeo pretende trabajar en la capacidad del sector de la gestión de instalaciones de dos maneras: en primer lugar, reforzando la normativa relacionada con la eficiencia energética y el rendimiento energético de las instalaciones y, en segundo lugar, fomentando el cobro al cliente final en el sector privado, junto con la descarbonización del sector energético.

Entre 2005 y 2019, las estrategias existentes y los inviernos más cálidos han sumado una disminución del 29% de las emisiones de CO2 de las estructuras durante su fase de uso. Sin embargo, el patrón observado tendría que avanzar para cumplir el objetivo de la UE de reducir las emisiones de GEI en un 55% neto para 2030, en contraste con los niveles de 1990.

Para ello sería necesario reducir en un 60% las emisiones derivadas del uso de los edificios, tal y como establece la ola de rediseño de la UE.

Moderar el cambio ambiental mediante actividades de rediseño de economía circular


El informe investiga la posibilidad de mitigar el cambio medioambiental a través de la ejecución de actividades de rediseño circular en el actual stock en desarrollo de la UE para 2050. Incluye una amplia visión de tales actividades en tipos de estructuras totalmente diferentes en cuatro zonas geológicas distintas que abarcan la UE, los Estados miembros y Noruega.

La demostración incluye tanto estudios energéticos como no energéticos. Además, se centra en ángulos especializados y depende de la demostración del flujo de masa de remodelación. Esto implica que las partes financieras de un rediseño a gran escala, como el apoyo, las inclinaciones de los individuos o los gastos monetarios, no se tienen en cuenta, a pesar de que son básicas para la ola de remodelación y los ejercicios de rediseño redondo.

Aunque la readaptación energética profunda incluye un uso más destacado de materiales de protección y, por tanto, aumenta las emisiones de CO2 epitomizadas, también puede conducir a una reducción de las emisiones de CO2 tras el rediseño. Si se incrementa la tasa de reutilización de los materiales de protección y de los distintos materiales, se pueden conseguir fondos adicionales de reserva de material y de eliminación de CO2.

economia-circular-02

Actividades de rediseño circular


A través de las actividades de rediseño de las rotondas se pueden alcanzar tres objetivos fundamentales de la circularidad: ampliar el futuro, reducir el uso de materiales y utilizar materiales de última generación.

Actividades de rediseño circular


Ampliar el futuro, disminuir el uso de materiales y utilizar materiales de la nueva era son los tres objetivos fundamentales de la circularidad que se pueden perseguir.
Para empezar, intentaremos ampliar la potencia del objetivo transformando los espacios existentes en regiones polivalentes. De este modo, se reducirán las necesidades de nuevos espacios en las nuevas estructuras, al tiempo que se evita la necesidad de comparar activos.

En segundo lugar, cuando el interés por un tipo de estructura disminuya, se ajustará su uso. Esto provocará una disminución del interés por las nuevas estructuras privadas.

En tercer lugar, se elegirán materiales y elementos estructurales resistentes. Para cada componente del edificio, se reconoce la parte con la vida útil más limitada y, durante la renovación, esa parte se sustituye por una opción con una vida útil especializada más larga. Otra metodología consiste en sustituir los componentes del edificio por otras innovaciones que ofrezcan una mayor vida útil. Esto disminuye la recurrencia de futuros rediseños o incluso pospone la destrucción, con el consiguiente impacto de disminución del interés en los nuevos desarrollos.

En última instancia, la destrucción del edificio se aplazará. Esta actividad se manifiesta tendiendo a la principal justificación no monetaria del aplastamiento de estructuras: la reparación del diseño y la obra básica de las estructuras antiguas. Esto hace que se aplace el interés por las nuevas estructuras.

Efectos previstos de la aplicación de estas actividades


Los efectos probables de la aplicación de estas actividades al parque de edificios de la UE se evaluaron en un ejercicio de demostración aplicando tres escenarios. Para el caso estándar, un escenario de referencia prevé la continuación de los índices y ejercicios de renovación actuales hasta 2050, separados en rediseño relacionado con la energía y no relacionado con la energía.

Un segundo escenario de «coherencia estratégica» acelera el ritmo de rediseño en consonancia con el deseo de la UE de remodelar. Un tercer escenario, más agresivo, acelera aún más el rediseño, con el objetivo de que todas las estructuras en stock sean rediseñadas para 2050.

Fondos de inversión materiales agregados


Fondos de reserva combinados en materiales y emisiones de GEI por ronda de actividad de renovación de 2022 a 2050.
El informe muestra además los fondos de reserva agregados en materiales y salidas de GEI durante todo el periodo demostrado, 2022-2050, para cada actividad de reurbanización de rotondas y además para cada objetivo de acumulación/circulación. Un valor negativo indica un gasto mayor (materiales o salidas) que el beneficio normal.

Evidentemente, la eliminación de las actividades de remodelación destinadas a prolongar directamente la vida útil de las estructuras tiene el mayor potencial de reserva de fondos para materiales y GEI durante el periodo indicado. Esto se debe a que la prolongación de la vida útil de las ayudas se traduce en un menor interés por el nuevo desarrollo, que se concentra excepcionalmente en los materiales y los GEI.

economia-circular-05

Salidas de GEI de los fondos de inversión


Salidas de gases de efecto invernadero y fondos de reserva de materiales procedentes de la ejecución de la ronda de actividades de rediseño del parque de edificios de la UE.
La inversión de recursos en materiales sostenibles presenta un panorama alternativo, ya que las consecuencias de esta actividad muestran un uso neto de materiales y costes en términos de emisiones de GEI en la situación del modelo. Esto se debe a que la mayoría de los materiales duraderos son más pesados y transmiten más GEI durante su creación que los materiales normales. Sin embargo, su robustez implica que, a partir de ahora, la renovación será menos habitual, lo que evitará el uso de materiales de restauración y las correspondientes emisiones de GEI.

El siguiente grupo en cuanto a fondos de inversión en materiales y GEI incluye actividades que se centran en la reducción del uso de materiales, fundamentalmente apoyando la reutilización de materiales excelentes. Las ventajas provienen de la forma en que prácticamente no se requieren nuevos activos durante el uso de los materiales reutilizados, cuya creación también es sustancialmente menos intensiva en emisiones de gases de efecto invernadero que los materiales que utilizan activos nuevos y regulares extraídos.

Las actividades de rediseño de la economía circular más exploratorias de la última serie de opciones son las que tienen menos potencial, aunque no por ello menos importante, para los fondos de reserva de emisiones de gases de efecto invernadero. Sin embargo, en términos de fondos de inversión en materiales, el uso de materiales de base biológica y el paisajismo verde requiere una masa de materiales más prominente que las otras opciones comunes actuales.

Esto se debe a que los materiales de origen biológico son más pesados o tienen una vida útil más limitada que sus otras opciones. Sin embargo, dado que estos materiales ecológicos y de base biológica son inagotables, la cuestión del consumo de activos resulta menos problemática, ya que si se utilizan, se garantiza la creación económica.

economia-circular-06

Palabras finales


Según el informe de la AEMA, evitar el uso de nuevos materiales estructurales tiene un increíble potencial para mitigar el cambio medioambiental. Las mejores actividades de rediseño de la ronda para ahorrar emisiones de CO2 y uso de materiales incorporan la ampliación de la vida útil de las estructuras existentes y la utilización de las estructuras de la forma más productiva posible. Estas actividades disminuirían el interés por las nuevas promociones, que sin duda esperan más materiales que las remodelaciones.

Además, los procedimientos agresivos de rediseño de rotondas, por ejemplo, utilizando materiales reutilizados o materiales destinados al desmantelamiento, podrían reducir en conjunto unos 650 millones de toneladas de materiales y ahorrar importantes medidas de CO2 de 2022 a 2050, suponiendo que las técnicas se ejecuten a través de la rehabilitación de edificios de la UE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Ir al contenido